Rieupeyroux

Rieupeyroux, fundada en 1030

La aldea de origen, una sauveté (un lugar de asilo), fue fundada en 1030 por la potente abadía benedictina San Marcial de Limoges en un antiguo solar señorial del Ségala.

La visita os permitirá descubrir una trama urbana ortogonal, que conserva vestigios civiles de la Edad Media: arcadas en la plaza del Gitat, casas con entramados de madera, fuente del Griffoul. Callejeando por las callejuelas estrechas, llegaréis a la iglesia San Marcial, clasificada como Monumento Histórico. Reconstruido en el siglo XIV, el edificio, por su dispositivo de defensa, es uno de los raros y más notables ejemplos de la arquitectura fortificada de la Francia meridional.

Rieupeyroux

Por unas vacaciones en clave de naturaleza

En Rieupeyroux, volvemos a las cosas sencillas. Aprovechamos las vacaciones para volver a disfrutar de los placeres de la naturaleza, caminando por los senderos, en bici o a caballo. Nos deleitamos con productos locales visitando las granjas del Ségala; un momento de intercambios en torno a una rica merienda colectiva. Es el lugar idóneo para pasar unas vacaciones en familia.

Parque de animales de Pradinas

Muy cerca:

Id a visitar el pueblecito de Pradinas. Allí, podréis visitar el Museo de las Tradiciones Agrícolas del Ségala y el parque de animales donde, paseando o a lomos de un burro, se pueden avistar los animales salvajes.

La bastide de Sauveterre-de-Rouergue está a tan sólo unos pocos kilómetros. Es el lugar ideal para descubrir la artesanía local.